DERMATOLOGÍA PERUANA - VOL. 12 Nº 1,  ENERO - JUNIO 2002

 


In Memoriam



VIDA EJEMPLAR

Fue un cielo claro de primavera.
Ningún nubarrón.
Y, súbito, el rayo eterno de la muerte.

Marco Martos, Perú




En el pasado mes de Mayo recibimos la triste noticia del fallecimiento de una distinguida dama que supo desempeñar su rol de esposa, madre y médico en forma sobresaliente. Tres vocaciones difíciles de realizar simultáneamente.

Nos referimos a la doctora Esther Stolar, que volvió al Creador el 16 de Abril del presente año con la paz que proporciona el deber cumplido.

La Sociedad Peruana de Dermatología, me ha designado la responsabilidad y el alto honor de hacer el póstumo recuerdo en nombre de lo dermatólogos nacionales de tan eminente mujer, creo que basada en la profunda simpatía, admiración y sentimiento de amistad que guardo hacia los esposos Turjansky Stolar. Esther Stolar nace el 6 de Octubre de 1935 y es en esa hermosa república de Argentina donde desarrolla su vida que vamos a procurar compendiar para que quede en la memoria médica nacional los logros mis relevantes.

 

 

Realiza sus estudios de medicina en la Universidad de Buenos Aires, graduándose el 31 de Enero de 1961. El 15 de Abril del mismo año une su vida a la del doctor Eliézer Turjansky e inicia su rol de esposa y madre. Esta unión es bendecida por 41 años de estable matrimonio y por dos años, los también médicos Lilia Mónica y Bernardo Ary, dermatóloga la primera y cirujano plástico el segundo.

En su profesión fue líder junto a su esposo en el campo de la criocirugía dermatológica.

Con é funda y desarrolla la escuela Argentina de Criocirugía donde se han formado algunos dermatólogos nuestros.

Desde el año 1992 fue Profesora Nacional de la Escuela de Graduados de la Asociación Médica Argentina y Directora del Curso de Criocirugía y Radiofrecuencia, lo que mereció fuera distinguida con la condecoración Medalla Homenaje en el Día del Maestro en Setiembre del 2000, en la VI Jornada Dermatológica del centro del País, Córdoba, Argentina.

Su labor asistencial la desarrollo en el Servicio de Criocirugía del Hospital General de Agudos "Carlos. G. Durand".

Autora de artículos de la especialidad publicadas en importantes revistas médicas. Editó y participó como autora en el libro Cryomedicine Argentina 1992 y Cryomedicine Argentina 1996. Autora en el libro Lesiones de Piel y Mucosas, Técnicas Terapéuticas, publicado en 1995. En su inquietud docente incursiona en la técnicas de enseñanza digital e interviene como autora en el CD-ROM Criocirugía y Radiofrecuencia en Piel y Mucosas, editado y creado por la empresa Mc. Graw Hill Interamericana en 1998, y en el CD-ROM Tumores dermatológicos, de próxima aparición.

Como gremialista fue una profesional preocupada por el progreso y bienestar de sus colegas, realizando su actividad a través de las sociedades científicas.

Hechos que dicen de su alto nivel científico y de la estima que tenían hacia ella fueron las designaciones honoríficas que le fueron concedidas por importantes sociedades dermatológicas. Así, fue Presidenta Honoraria de la Sociedad Argentina de Criocirugía y de la de la Sociedad Internacional de Criocirugía, Miembro Honoraria del Colegio iberoamericano de Criocirugía y de la Sociedad Boliviana de Dermatología; Miembro Correspondiente de la Sociedad Paraguaya de Dermatología y de la Sociedad Peruana de Dermatología (31 de Agosto del 2000).

En fin son innumerables los frutos que dejó y sus gratos recuerdos se multiplican en la mente pero basta expresar que nuestra Sociedad, que es la Sociedad Científica Principal de nuestro país, queda el ejemplo de la persona que en Vida tuvo el don de potenciar el conocimiento con la sensibilidad y la sencillez. Que ella deja en nosotros una huella a seguir por ser su Vida una Vida ejemplar.


Dr. Luis Valdivia Blondet.

 


Regresar