Revista de Sociología - Volumen 11 - 1999 - Número 12

E.A.P de Sociologia

 

Editorial

La cultura se ha revelado como una temática central en el corpus teórico de la sociología actual. Las aportaciones desde la cultura esbozan nuevas perspectivas para comprender la naturaleza y los procesos de transformación de la sociedad contemporánea.

En el Perú, de modo particular, la cultura es, sin dudas, una de las bases del análisis de la acción social, el desarrollo y la gobernabilidad porque permite definir fundamentos sólidos para encontrar las vías por donde discurren nuestra identidad y los valores que nos orientan en el contexto de un mundo cada vez más globalizado.

Precisamente, la sociología es precursora de un movimiento que otorga un papel fundamental a los elementos culturales en el cambio sociopolítico en el capitalismo tardío. Se ha destacado los universos culturales en la comprensión de nuevo tipo de sociedad posindustrial, posmoderna o mundializada.

Sin embargo, desde América Latina y el Perú, en particular, hoy nos enfrentamos principalmente a un mundo pluricultural y multipolar, en lugar de pensar que las culturas se fusionan y se integran. Los parámetros para reflexionar sobre las grandes transformaciones de la sociedad pasan por la comprensión de la cultura y el desarrollo. Y con mayor razón, sí entendemos que nuestra identidad y mentalidad colectiva se definen por la coexistencia y heterogeneidad de las vertientes andina y occidental, con menor presencia de la selvática. Los grupos sociales y, hasta en las mismas personas, se definen por las dimensiones diversas y hasta contradictorias de las múltiples culturas que existen en el país.


Regresar al indice

Arriba