GACETA SAN MARQUINA

Año IX - Nº 38 | Órgano Oficial de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos | Enero - 2000

 

PROHOMBRES DEL SIGLO XX

Anterior   |    Inicio   |   Siguiente

 

Víctor Andrés Belaúnde

Víctor Andrés Belaúnde

El ilustre jurista sanmarquino Víctor Andrés Belaúnde nació en la Ciudad Blanca de Arequipa en 1883. Inició sus estudios en el Colegio San Vicente y San José. Luego, ingresó a la universidad de dicha ciudad y, posteriormente, estudió la Universidad Nacional Mayor de San Marcos donde dejó la imagen de ser un alumno sobresaliente y, años después, un maestro de renombre.

Desde joven trabajó en el Ministerio de Relaciones Exteriores, así como en las misiones diplomáticas fuera del país.

Perteneció a una promoción de intelectuales que sobresalió en su época y que hasta hoy son motivo de admiración. Este grupo lo conformaron José de la Riva Agüero, Francisco y Ventura García Calderón, José Gálvez, entre otros. Con ellos luego alternó en su carrera como jurista.

Fue un maestro en el quehacer diplomático. Víctor Andrés Belaúnde desempeñó varias veces el cargo de Ministro de Estado y Embajador del país. Vivió vinculado por muchos años a la Organización de las Naciones Unidas, ONU, participando activamente en su constitución e instalación como ente regulador y fiscalizador de la vida y los derechos humanos en el mundo.

Una de sus intervenciones más resaltantes ocurrió durante una disputa fronteriza con Bolivia y que terminó gracias al aporte de Víctor Andrés Belaúnde, quien impuso su sello de talentoso mediador.

La Constitución inicial...
Su actividad no sólo se centró en la diplomacia, pues también se desenvolvió en otros campos, tales como el periodismo, la literatura, la filosofía; es decir, fue un personaje de gran capacidad intelectual y humanística.

Publicó La Constitución inicial del Perú ante el Derecho Internacional, obra fundamental de Víctor Andrés Belaúnde. En él nuestro insigne diplomático rebatió racionalmente la pretensión del país vecino del norte sobre los territorios peruanos. Por ello, en 1997, su alma mater, San Marcos, consideró oportuno reeditar este documento.

Otras de sus obras cumbres fueron El Perú antiguo y los modernos sociólogos, El movimiento intelectual de Arequipa a fines del siglo XVIII y principios del XIX, Las causas diplomáticas en la guerra del pacífico y La vida universitaria.

También se encuentran La conferencia de San Francisco, El debate constitucional, El tratado de Ancón, El Cristo de la fe y los Cristos literarios, La crisis presente: 1914-1939, Peruanidad, La síntesis viviente, entre otras.

Jurista, diplomático, historiador y ex rector de San Marcos, Víctor Andrés Belaúnde poco antes de su muerte, dijo: “El rectorado de la Universidad había sido la ilusión de mi vida. La figuración política fue colateral o pasajera y la consideraba yo mismo inconveniente o infundada, dado mi temperamento y mi ya definida vocación de abogado y de maestro”.

Aquéllos que lo conocieron narran que fue una persona que vivió enamorado de su país, de su tierra llena de historia y rica en tradición. Por ello realizó brillantes trabajos sobre la historia peruana. Y, con justa razón, es llamado el "Peruano a carta cabal".

 

 


 

Walter Blumenfeld

 

Walter Blumenfeld nació el 12 de julio de 1882 en Neuruppin, Alemania. Cursó estudios de psicología en la Universidad de Berlín, graduándose en 1912 de Doctor en Filosofía. En la Technische Hochschule de Charlottenburg obtuvo el título de Ingeniero.

En su país dirigió el Instituto Psicotécnico y el Laboratorio de Psicología Aplicada de la Escuela de Ingenieros de la reichbahn-direktion de Dresde. Fue asesor del Instituto Masaryk de Praga y coeditor de Psychotechniske Zeitschrift, que dirigía el conocido psicotécnico Rupp.

La originalidad y calidad científica de sus trabajos lo acreditaban como una de las figuras más destacadas de la Psicotecnia y Psicología Experimental que tuvo Europa en la década de los años 20 y mediados del 30.

Blumenfeld, llegó al Perú el 12 de agosto de 1935. Él inició y desarrolló la psicología científica en el Perú, correspondiéndole el honor de ser el fundador de la investigación experimental y empírica en nuestro medio.

El punto de partida de Blumenfeld para impulsar esta disciplina fue la tesis generalmente reconocida por los psicólogos y demás sabios eminentes que, al igual que en las ciencias naturales, leyes estrictas y rígidas, dominan el carácter psíquico lo mismo que el físico-químico y el biológico. Así, asignaba poca significación a la intuición artística y a la especulación filosófica, en cuanto éstas no permitan derivar consecuencias lógicas concordantes con los hechos observables.

Walter Blumenfeld fue uno de los maestros más rigurosos en la enseñanza de esta disciplina y también quien impuso nuevos criterios en la tarea pedagógica. Llegó al Perú contratado por la Universidad de San Marcos para dictar cursos de psicología experimental en las facultades de Letras y Ciencias y dirigir el Instituto de Psicología y Psicotecnia.

También fue el fundador del Instituto Psicopedagógico Nacional donde dirigió el Departamento de Paidología Normal. En esta institución realizó la mayoría de sus investigaciones publicadas en el Perú.

Blumenfeld impuso una nueva orientación en los estudios de psicología, aún no profesionalizados en San Marcos. A la psicología imperante opuso una psicología basada en el experimento y la cuantificación. Difundió la "gestalttheorie" y la psicología topológica de K. Lewin.

La psicometría y la psicología educacional fueron impulsadas por él y sus temas de investigación se refirieron a la inteligencia, pensamiento, abstracción, percepción, atención, aprendizaje, comprensión, destrezas motrices y personalidad.

Entre sus obras, además de Introducción a la Psicología Experimental, figuran La Antropología Filosófica de Martín Buber y la Filosofía Antropológica que tuvo carácter de ensayo y la Juventud como situación conflictiva, obra en la cual tiene un tratamiento especial el tema del conflicto de las generaciones y la disputa religiosa.

En mérito a sus servicios prestados al desarrollo de la psicología y la educación San Marcos, la universidad que recibió con los brazos abiertos, le confirió el título de Profesor Emérito. Por su parte, el Ministerio de Educación lo distingió con las Palmas Magisteriales.

La Universidad Nacional Mayor de San Marcos, al incluir a Walter Blumenfeld en la lista de los maestros ilustres del siglo, no hace sino rendir un justo homenaje a un hombre digno y ponderado tal como lo hace con los doctores Carlos Cueto Fernandini y Luis Felipe Alarco, entre otros.

El 23 de junio de 1967 falleció en Lima a los 85 años de edad, tras una vida dedicada a la docencia e investigación psicológica y también a la meditación filosófica, que intensificó en los últimos años de su existencia.

Walter Blumenfeld


Anterior   |    Inicio   |   Siguiente

San Marquinos Ilustres del Siglo XX