HUESOS DE SANTA ROSA

Policarpio Amador abogado de los Tribunales de Justicia de la República y secretario de la Ilustrísima Corte Superior de la Capital de Lima. Certifico: Que a fojas once vuelta del Registro de Cámara de Don Gonzalo de Meneses se halla la auténtica de la traslación de los huesos de Santa Rosa, cuya copia certifica se ha ordenado dar por este Superior Tribunal; á consecuencia de la solicitud de los Mayordomos de la Hermandad de dicha Santa, siendo su tenor y el de la precitada auténtica como sigue: Ilustrisímo Señor: Pedro Bernales y Juan Francisco Elizalde, Mayordomos de la hermandad de Nuestra Señora Patrona Santa Rosa ante U. S. Illma., como mas haya lugar en derecho decimos: Que habiéndose comunicado el Doctor Amador que en un protocolo del año mil seiscientos, se halla una auténtica de la traslación de los huesos de Santa Rosa por ante el secretario de Cámara mas antiguo D. Gonzalo Meneses, cuyo protocolo se haya en la secretaría del cargo del referido Dr. Amador, y descosos de tributar un recuerdo religioso de este hecho memorable ocurrimos á la justificación de U. S. Illma. á fin de que se sirva ordenar que dicho secretario de un testimonio de dicha auténtica.--Por tanto.- A U. S. Illma. Suplicamos por ser así de justicia &c.-Lima, Julio veinticinco de mil ochocientos setenta y dos.-- Pedro Bernales-- Juan Francisco de Elizalde. Lima, Julio veintiseis de mil ochocientos sesenta y dos.—Dése por el secretario de Cámara copia certificada de la auténtica que se indica, con citación del señor Fiscal.—Rúbrica de los señores Piñeyro, León, Dávila.—secretario Amador. En la fecha del decreto superior. á las dos de la tarde hice saber su contenido al señor Fiscal Dr. D. Tomás del Valle; instruido de su contenido rubricó de que certifico.—Una rúbrica—Amador.—En seguida hice saber á Don Pedro Bernales, a firmó, de que certifico.—Pedro Bernales—Amador.—Acto continuo hice saber á Don Juan Francisco de Elizalde, firmó de que certifico—Juan Francisco de Elizalde—Amador. Yo el capitán D. Gonzalo de Meneses y Arce, escribano del rey nuestro señor, más antiguo de lo Civil de su Audiencia y Chancillería Real que está, y reside en la Ciudad de los Reyes, Córte del nuevo mundo de los Reynos y Provincias del Perú.—Certifico en debida como habiéndose sustituido á su antiguo y majestuoso trono del Convento Grande de predicadores de esta nobilísima Ciudad la Sacrosanta y soberana Imagen de Nuestra Señora del Rosario primera conquistadora de estos dilatadísimos Reynos y universal Patrona de la monarquía española de la mansión, ó capilla que al desconsuelo y tributación pública, le edificó en la mayor y principal plaza de esta Córte para reparo de los temores con que la amenazaron tres repetidos y espantosos temblores de tierra que padeció esta region el dia veintisiete de Octubre del año de pasado de mil seiscientos ochenta y siete dejando arruinados y deshechos sus casas, templos y edificios con su movimiento el mar sus terminos, inundando los pueblos de sus Córtes, para cuyo desmedido golpe salió esta hermosísima imagen de su trono, instada su sagrada religion, de los clamores y devotos ruegos de su virey y devoción piadosa de los fieles, dejándose ver en público a todas horas por el termino de diez y nueve meses y tres dias que corrieron desde el Miércoles veintidos de Octubre de mil seiscientos y ochenta y siete que salió en procesión a ocupar el nuevo sitio hasta el miércoles veinticinco del corriente que con solemne y general procesión fue restituida a su sagrado nido, siguió a su madre y madre Universal de pecadores la admirable y dulcísima Rosa de Santa María, Soberana y primer fruto con que esta region recompensó á la Santa Iglesia Católica satisfaciendo tanta sangre derramada de invencibles españoles en la espiritual y temporal , victoria con que triunfó nuestra católica religion de la bárbara idolatría de los indiós consiguiendo nuestros religiosísimos monarcas una Rosa la mayor riqueza de estas poderosas provincias, en cuya capilla se le erigió altar donde se pusieron sus huesos y para mayor solemnidad de este triunfo, celebró fiesta el dia Jueves veintiseis á espensas del Excelentísimos Señor D. Melchor de Navarra Rocafiel, Caballero del Órden de Alcántara, Duque de la Palata, Príncipe de Massa, de los consejeros de Estado y guerra de su majestad, Virey Gobernador y Capitán General de estos Reynos y Provincias del Perú, tierra firme y chile, etcétera; y predico el Reverendísimo Padre Maestro Fray Ignacio del Campo, Provincial del sagrado órden de Predicadores, Calificador del Santo Oficio y Catedrático de Vísperas en la real Universidad de est Córte.—Y el dia siguiente Viernes veintisiete se repitió la misma solemnidad, á espensas del Excelentísimos Señor D. Melchor de Liñan y Cisneros, Arzobispo de esta Metropolitana Iglesia, y predicó el Reverendo Padre Maestro Fray Cristobal de Toro, Catedrático de Prima en dicha real Universidad Calificador del Santo Oficio.—Y hoy que se cuentan veintiocho del corriente y se celebra la fiesta á espensas de esta esclarecida Ciudad y predica en ella el Reverendo Padre Maestro Fray Pedro Lovo, Prior del convento de la Recoleta de la Magdalena, concurrieron en la Capilla Mayor, los Excelentísimos señores Virey y Arzobispo, los señores de la Real Audiencia, el Tribunal de Cuentas, el Cabildo, Justicia y Regimiento , el Reverendísimo Padre Provincial, el muy reverendo Padre Maestro Fray Nicolás Messia Prior de dicho convento grande del Rosario, y los mayores y mas grandes sujetos de todas las sagradas religiones, la nobleza de esta Córte y personas de todos los estados, para efecto colocar los huesos de la bellísima Rosa, en el altar consagrado á su culto que esta al salir de la sacristía en la cabecera del ángulo que corresponde al de Nuestra Señora del Rosario y para tan solemne funcion los Señores Virey y Arzobispo con rendida y devota devocion llegaron al primer cuerpo de la urna donde se manifiesta por vidriera la cabeza de la Santísima Rosa para que todos la viesen en mi presencia que le vi y reconoci y habiéndola besado con rendida humildad de los Excelentísimos Señores, Andiencia Tribunales de Cuentas y Ciudad.—Sus Excelencias cargaron sobre sus brazos la urna y acompañados con luces en forma de procesion de los señores de la Real Audiencia y tribunales le entregaron á los religiosos que la colocaron sobre su caja que por base del primer cuerpo del altar, guarda un efije de alabastro de la Santísima Rosa guarnecido de vidrieras y continuando la misma diligencia de procesion volvieron los excelentísimos Señores Virey y Arzobispo y llevaron en sus brazos el segundo cuerpo de la urna en que están gran parte de los huesos de la soberana Santa, en cuyo cato se fervorizó el concurso con ternura, devotas y eficáces demostraciones de renuente culto a su divina Patrona, prorrumpiendo en aclamaciones públicas el gozo de la traslación de sus huasos que por setenta y dos años han ocupado distintos sitios hasta subir al grado que por su heróicas virtudes le coloque la Iglesia católica; y concluida la funcion con tan gran solemnidad el Reverendo Padre Prior en nombre de su religion me pidio le diese por testimonio todo lo referido por haberlo visto y escrito en diario desde el dicho dia veinte de octubre del dicho año de seiscientos y ochenta y siete; para cuyo efecto, fui llamado y rogado y para que conste á su pedimento doy el presente en dicho dia veintiocho de Mayo de mil seiscientos ochenta y nueve.—Y así lo certifico y firmo como tal secretario de Cámara—Don Gonzalo Meneses—Gonzalo Meneses. Es copia fiel de las piezas de su referencia á que me remito en caso necesario, y despues de haber observado lo prevenido en el artículo doscientos veinticinco del Código de Enjuiciamientos, pongo la presente en cumplimiento del decreto superior inserto de que certifico.—Lima, Agosto diez y nueve de mil ochocientos setenta y dos.

Policarpio Amador. Transcripción de Antuanette Meneses.
En el "El Comercio", Lima Miércoles 27 de Agosto de 1862,
No. 7418, Año XXIV.
Sección Crónica de la Capital.




   Sistema de BibliotecasExposiciones   

© 2002 - 2007 UNMSM - Oficina General del Sistema de Bibliotecas y Biblioteca Central
Email: sisbiblio@unmsm.edu.pe
Todos los derechos reservados
Lima - Perú