DERMATOLOGÍA PERUANA - VOL. 11, SUPLEMENTO I,  DICIEMBRE 2001

 

Editorial

Por diversas razones la práctica de la cirugía dermatológica, es cada vez más frecuente entre los dermatólogos peruanos, siguiendo una corriente que se aprecia en todo el mundo. La preparación en este campo se lleva a cabo en las etapas de especialización y la Dermatología debe ser considerada una especialidad médico quirúrgica, tal como lo establece claramente los Estatutos de la Sociedad Peruana de Dermatología.

A nivel internacional y hasta la Segunda Guerra Mundial tan sólo la electrocirugía la criocirugía con anhídrido carbónico sólido, el llamado hielo seco, las aplicaciones tópicas de ácido tricloroacético, biopsias con sacabocados e incisión de abscesos fluctuantes constituían la única práctica quirúrgica del dermatólogo. Después la dermoabrasión, para corregir cicatrices de guerra al principio, mediante el empleo de papel lija inicialmente, comenzó a efectuarse con cierta frecuencia y posteriormente mediante instrumentos dermoabradores cada vez más sofisticados Posteriormente las indicaciones para el uso de esta técnica se ha diversificado. Igual refinamiento se ha producido en todos los otras áreas que abarca esta sub especialidad de la dermatología: la criocirugía, el trasplante de cabello, los denominados "peeling", el uso de sustancias de relleno, el uso cada más preciso de diversas técnicas con el bisturí convencional y no convencional, el empleo del láser para llevar a cabo el tratamiento de diversas entidades dermatológicas, el empleo de sustancias para el tratamiento de diversas problemas cosméticos, etc.

Este explosivo crecimiento de procedimientos quirúrgicos empleados por los dermatólogos ha llevado a la creación de muchas entidades que agrupan a los que se dedican a su práctica como por ejemplo la International Society for Dermatologíc Surgery (Sociedad Internacional de Dermatología Quirúrgica) a nivel Internacional y el Capítulo de Cirugía Dermatológica de la Sociedad Peruana de Dermatología en nuestro país. Asimismo se vienen editando numerosas publicaciones dedicadas a este tema, desde libros ya clásicos como "Skin Surgery" de Ervin Epstein, cuya primera edición fue en 1956, hasta numerosas revistas como Journal of Dermatology Surgery Oncology, Dermatologic Surgery, Cosmetic Dermatologic Surgery.

El Comité Editorial de Dermatología Peruana ha considerado oportuno dedicar el suplemento anual del presente año a la Cirugía Dermatológica. Con tal fin invitó al Capítulo de Cirugía Dermatología de la Sociedad Peruana de Dermatología a colaborar en este esfuerzo y un buen grupo de sus integrantes publican en este Suplemento sus experiencias. Asimismo hemos creído oportuno invitar a diversos dermatólogos latinoamericanos, algunos de ellos pertenecientes al Comité Editorial Internacional de la revista y todos ellos autoridades en este campo, a escribir algunos de los capítulos de este número especial.

Por supuesto que en él no podemos abarcar todos los campos que cubren esta sub especialidad de la dermatologic pero si podemos tener un panorama de ella. En lo que se refiere a cirugía convencional tenemos artículos de revisión sobre materiales de sutura y artículos dedicados a cirugía en áreas específicas como cavidad oral y labio así como el uso de cirugía con radiofrecuencia para el tratamiento de diversas neoplasias benignas de piel. Otro artículo está dedicado a revisar rápidamente los diversos niveles en los que el dermatólogo puede actuar con el fin de corregir diversos problemas estéticos. A continuación sendos artículos se ocupan de diversos tipos de "peeling": con ácido salicílico, fenol y otro artículo aborda el uso de sustancias de relleno en dermatología; también el uso de la toxina botulínica es tratado en otro artículo. La criocirugía es materia de un artículo de revisión así como su uso en el tratamiento de hemangiomas en otro. La experiencia en el tratamiento combinado de Foliculitis queloidea y el empleo de minidermoabrasión en corrección de cicatrices de acné es presentado por otros dermatólogos peruanos.

Finalmente queremos invitar a todos los dermatólogos peruanos que practican la subespecialidad a compartir sus conocimientos y experiencias con el resto de los médicos dermatólogos y de especialidades afines y les brindamos las páginas de la Revista para ello. Ojalá que desde ahora contemos, en las próximas ediciones, con numeroso artículos en este campo de la Dermatología.

Arturo Saettone-León

Editor

 


Regresar