ZONA RESERVADA PUNTA SAN JUAN DE MARCONA

Ubicada a más de quinientos kilómetros al sur de Lima, con una extensión de apenas 54 hectáreas, concentra la mayor población de lobo marino fino del Perú. La península se caracteriza por sus abruptos acantilados de 30 metros de altura que dificultan el acceso, desde la parte alta, a las dieciocho playas que se forman a nivel de la rompiente.

Además de los lobos marinos, en esta Zona Reservada habita la mayor colonia de pingüinos de Humboldt, Spheniscus humboldtii (se estima que aquí se concentra más del cincuenta por ciento de la población total de esta especie en el Perú), así como zarcillos y las tres principales especies de aves guaneras. Mientras que los lobos se ubican en las playas y salientes rocosas, los pingüinos buscan la protección de las cavidades que se forman en las paredes de los acantilados y las aves reposan y anidan en las escarpadas laderas y en la meseta que se extiende en su parte más alta.


 

 

 

Punta San Juan ofrece un hábitat ideal para los lobos marinos: islotes, roquedales y playas protegidas por los acantilados

 

 


REGRESAR